sábado, 2 de agosto de 2008

Juan Carlos Herrera

Ahora que los ojos de la libertad de expresión miran hacia China, no nos olvidemos de Cuba y de casos como el de Juan Carlos Herrera. 22 periodistas cumplen condena en prisiones cubanas. El de los Castro es el segundo país del mundo, tras China, con más informadores entre rejas.

11 comentarios:

lottery winning numbers dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Kacho dijo...

Estoy completamente de acuerdo con el comentario anterior ¿!? Fidel ha destrozado los ideales de muchas generaciones. Hizo una montaña de barro de la palabra libertad. La opresión y las bocas cerradas son la vergüenza de un régimen dictatorial intolerable. En el caso de Cuba me duele aún más. El día que ese pueblo pueda mostrar su valía al mundo, será el único día en que se hará justicia con ellos. Siempre tienes algo para remover la conciencia, hermana.

Herblay dijo...

Ay hermano, no remuevo nada. Sólo intento mantenerme viva. Es lo mínimo. Además, debemos librar una lucha constante contra esa rutina noticiera, los concejales, obras, temitas veraniegos... No, un poco de resistencia ante tanto sopor. Aunque luego pasemos por el aro, tenemos que seguir creyendo en lo que creemos. ¿Qué cosa fuera...?, decía Silvio

Esmeralda dijo...

http://www.lavanguardia.es/lv24h/20080802/53511776293.html
besos

Anónimo dijo...

Mateo Morral dice:

Es la segunda vez que observo que se suprimen comentarios en este blog... Parece que Fidel Castro no es el único que acalla voces disidentes. Si, si, no mires hacia otro lado que va por ti, "administrador del blog".
Por cierto, Gara o Egin ¿os dicen algo...? Aaaah, que estos sí que se pueden cerrar, que son de los malos malosos.
Libertad, qué gran palabra para vender pantalones vaqueros y jarleys deividsons. Y lo barata que nos sale, oyes.
SALUD

Herblay dijo...

A ver, Morral: los comentarios que verás suprimidos tienen dos explicaciones (que igual ni te mereces, por juzgarme por anticipado, compañero) pero que te voy a dar:
1) son comentarios míos en los que meto la pata (erratas, sobre todo) y que suprimo para poneros uno nuevo, impoluto.
2) son mensajes con virus con los que no creo que os haga gracia topar.
Como habrás visto, en este blog NO hay filtro de mensajes, lo que significa que tenéis las puertas abiertas, para todo. Y si lo único que querías era provocar porque me conoces y sabías que entraría al trapo pues... lo has logrado, pardiez.
Ah, y cierto que habría que escribir mucho de por qué se cerró, por ejemplo, Egunkaria y por qué al final no se ha procesado a nadie por ese caso, carpetazo y silencio. Aunque a algunos no nos gustase lo que contaba... Eso es otra cosa. En fin, eso merece otra entrada. Salud también para ti...

Marisa dijo...

Salud para todos... Haya paz

Anónimo dijo...

Mateo Morral dice:
¡Ops! Mea culpa. Me cegué. Era demasiado güeno para ser verdad... un comentario suprimido en un post dedicado a la libertad de expresión... cachis. Mersivocú por las explicaciones, siempre tan necesarias. Espero resarcirme de mi error con esta bonita noticia (soy malo, no duermo por las noches)sobre el estado de la libertad de expresión que más me atañe, que es la de aquí. http://www.pascualserrano.net/noticias/la-libertad-de-expresion-de-la-ser
Y para conseguir mi perdón definitivo recomiendo un librito de Raoul Vaneigem que creo que merece la pena:
"Nada es sagrado, todo se puede decir", editorial melusina, 100 paginitas tamaño libretita pequeñita. Tiene frases tan provocativas como "No hay un uso bueno o malo de la libertad de expresión, tan sólo un uso insuficiente". Y en la primera página viene escrita la palabra BALUARTE. ¿Qué más se puede pedir?
SALUD (y libertad)

Herblay dijo...

Has pasado de compañero a hermano con este comentario... Salud y libertad, claro que sí!

Reporter dijo...

Indignante

Mario dijo...

Los ideales... ubi sunt, Fidel? Ubi sunt, Raulito? A Cuba no la conoce ni la madre que la parió!